Ficha de partido: 12.12.1943: CE Sabadell 2 - 4 Valencia CF

Ficha de partido

CE Sabadell
CE Sabadell
2 - 4
Valencia CF
Valencia CF

Equipos titulares

Timeline del partido

escudo local
Inicio del partido
0'
escudo visitante
Pallás
8'
Mundo Suárez
14'
Descanso
45'
Guillermo Gorostiza
48'
Juan Ramón Santiago
65'
Amadeo Ibáñez
67'
Guillermo Gorostiza
73'
Final del partido
90'

Estadio



Nombre: Creu Alta
Aforo: 11.000 espectadores
Ubicación: Sabadell (Barcelona) / España 
Inauguración: 1906

Rival: CE Sabadell

Records vs CE Sabadell

Máximo goleador: Mundo Suárez (9 goles)
Goleador rival: - (6 goles)
Mayor victoria: 6 - 1 (09.10.1966)
Mayor derrota: 1 - 4 (27.12.1921)
Más repetido: 1-0 (5 veces)

Crónica

Cuando de grandes equipos se trata y, sobre el papel, su paso por los terrenos de juego ofrece perspectivas de excelentes tardes de fútbol, en realidad, sobre la hierba la inmensa masa de público que acude esperanzada de gozar las excelencias de un gran juego sufre una decepción, mayormente dolorosa, cuando, con el fallo de las previsiones coincide una derrota del once predilecto.

Y en el que en un tiempo fue temible terreno de la Cruz Alta, desde unas fechas acá venimos observando, tal contingencia, de intenso sabor amargo, por cuanto para los vallesanos ni les cabe el recurso de utilizar como argumento a su favor el hecho de ser batidos por juego, por diferencia de clase patentizada sobre el césped o por actuaciones conjuntas adversarias de efectividad inapelable.

Las dos líneas de ataque dieron en todo momento la impresión de llevar de manera directa el peso del partido. La valenciana, integrada por hombres con sus ribetes de veteranía, lenta, titubeante, pero hábil en aprovechar los posibles huecos y que dió toda su eficiencia a jugadas aisladas para sacar de ellas el máximo, rendimiento. La local, fogosa, valiente y muy precisa en el pase, pero que a la hora de la verdad, vióse perseguida por la desgracia y por una falta de serenidad y vista que pusieron de manifiesto, si anteriores encuentros no lo hubieran probado ya, que a sus componentes les falta aplomo, decisión y temple en los momentos cruciales.

Y de ese forcejeo entre dos lineas de ataque, la del Valencia, sin ligar lo que llegó a ligar su oponente, batió por cuatro veces al meta vallesano, por obra de otras tantas oportunidades que supo resolver, acertadamente. Jugó menos a fútbol, mucho menos que la vencedora, pese a que para que su labor no hallara obstáculos, tuvo enfrente a un par de zagueros que no acertaron a darle el balón, ni una sola vez.

La defensa del Sabadell fue artífica de la victoria del Valencia. Así, con este título puede expresarse fielmente porqué el Valencia se llevó los dos puntos de la Cruz Alta. Con ello bastaría para dar una idea exacta da la incomprensible actuación de la pareja defensiva local, pero creemos oportuno entrar en detalles para que nuestros lectores puedan darse cuenta de los factores que impidieron al once sabadellense lograr una victoria que, calibrando los méritos alcanzados, pudo no habérsele escapado.

Jugo y Sassot se mostraron en tan baja forma, que nadie logró explicarse su anterior actuación ante el Atlético Bilbaino en San Mamés. O allí no actuaron como las informaciones nos han detallado o el domingo saltaron al terreno en condiciones físicas deficientes, ya que de otra manera no concebimos como un jugador de fútbol que se precie de tal y figure en un equipo de Primera División, juegue como los dos mencionados lo hicieron, y nadie que estuviera presente, podrá argüir como atenuante a lo dicho que la delantra valencianista fuera la causa directa de su labor desafortunada, porque dicha línea no estuvo a la altura de su fama, a pesar de ser la mejor del equipo. Repetimos, que Jugo y Sassot cuajaron una dealones más desgraciadas que hemos podido presenciar en un campo de fútbol y añadimos que con ellos, tal como actuaron en el referido encuentro, no irá el Sabadell a ninguna parte.

Desde Eizaguirre a Gorostiza, no jugó el Valencia a tono con el lugar que ocupa actualmente en la clasificación. Lo mejor del once fue, sin duda, su línea delantera, en la que Mundo desarrolló una labor como no le habíamos visto en nuestros terrenos de juego, viéndose secundado aceptablemente por Epi que en las postrimerías del partido se mostró peligroso. Los dos fueron indudablemente los mejores elementos del omce por cuanto tanto Gorostiza, que obtuvo dos tantos de veterano, como Asensi y Amadeo, no hicieron nada relevante, aunque quizá este último en mitad del campo realizara alguna jugada de mérito.

Iturraspe, duro y bastante difícil de pasar en la defensa, se mostró faltado de precisión en el ataque, completando a Lecue, que estuvo torpón y muy lento en deshacerse del balón, y Ortúzar, a quien vimos bajo de forma, una medular que en muchos momentos pasó completamente inadvertida. Juan Ramón, débil en el despeje y desentrenado después de su lesión, logrando Alvaro corregir sus fallos aunque su labor no brilló demasiado. Eizaguirre bajo los palos jugó con acusado nerviosismo, que le impidió atajar el segundo tanto que le marcó el mismo Juan Ramón.

En conjunto, el paso del Valencia por el terreno de la Cruz Alta, no causó gran impresión por todo lo anotado, aunque no debe dejar de reconocerse que en todo momento supo sacar buen partido, de la endeblez de la zaga contraria y aprovechar con tino y serenidad las ocasiones que ésta le brindó para la obtención dei triunfo.

El colegiado Iturralde dirigió el partido con general acierto, aunque no podemos silenciar que tuvo un error de bulto al anular un tanto al Sabadell, provocando con tal anulación él descontento del público que no cejó de mostrar su disconformidad con el resto de su labor que, repetimos, exceptuando dicho error, fue muy serena y técnicamente buena. A los ocho minutos de juego y en pleno dominio del Sabadell, Pallas lanzó un gran tiro que pilló a Eizaguirre descolocado, logrando, no obstante, rozar éste el cuero que por la fuerza que llevaba se le escurrió entrando en la portería. Empató el Valencia a los 14 minutos por obra de Mundo, quien aprovechando un fallo de gran calibre de Sassot, fusiló a Francas que se había lanzado a sus pies. El Sabadell logró un tanto por mediación de Navarro, rematando un córner que fue anulado por el arbitro.

A los 3 minutos del segundo tiempo, otro gran fallo de Sassot corregido y aumentado por Jugo, dio ocasión a Gorostiza para empalmar tranquilamente un tiro, que besó las mallas, logrando igualar nuevamente el Sabadell, a los 20 minutos por obra de Pallas, el cual pasó a Del Pino y éste no logró controlar el balón, que mal, rechazado por Juan Ramón burló a Eizaguirre. Dos minutos después, un tiró de Mundo sin gran fuerza rebotó en la defensa y Amadeo, desde unos veinte metros largó un excelente disparo que batió a Francas que se hallaba tapado por varios jugadores y, finalmente, a los 30 minutos del segundo tiempo, otra jugada desgraciada de la zaga local dejo el cuero a los pies de Gorostiza, que solo ante el meta vallesano, sólo tuvo que disparar suavemente, por bajo para batir su salida y lograr el cuarto tanto valencianista y sexto de la tarde. A la Cruz Alta asistió una gran cantidad de público.