Ficha de partido: 24.11.1968: Valencia CF 5 - 1 Athletic de Bilbao

Ficha de partido

Valencia CF
Valencia CF
5 - 1
Athletic Club
Athletic Club

Equipos titulares

Timeline del partido

escudo local
Inicio del partido
0'
escudo visitante
Pep Claramunt
10'
Luis Vilar
43'
Descanso
45'
Pep Claramunt
53'
Waldo Machado
57'
Uriarte
87'
Pep Claramunt
89'
Final del partido
90'

Estadio



Nombre: Mestalla
Aforo: 55.000 espectadores
Ubicación: Valencia / España 
Inauguración: 20/05/1923

Rival: Athletic Club

Records vs Athletic Club

Máximo goleador: Mundo Suárez (19 goles)
Goleador rival: Zarra (20 goles)
Mayor victoria: 5 - 0 (03.04.1949)
Mayor derrota: 0 - 7 (10.10.1954)
Más repetido: 1-1 (19 veces)

Crónica

Muy fácii para el Valencia este At. de Bilbao, a quien se le temía un poco por la buena racha que desde que cambió de entrenador venía teniendo. Pero la inspirada tarde de los centrocampistas blancos y la excelente puntería y oportunidad de Claramunt han barrido del campo a los bilbaínos. Las tácticas iniciales fueron: 1-4-2-4 del Bilbao, con la ayuda de Larrauri a la defensa y Zorriqueta a la media; 1-4-3-3 del Valencia, al bajar Vilar para marcar a Argoitia y Claramunt, y Poli ocupar, junto con Paquito el centro del campo. Ahora bien, Claramunt y Paquito, en cuanto se presentaba la ocasión pisaban el área contraria con decisión, como lo indica la marcha del tanteador, quienes realizaron los goles.

A los 9 minutos de la primera parte, acoso de Ansola a su par Echeberría, aquél se lleva el balón y centra sobre la cruz del penalty, donde al entretenerse Zugazaga da tiempo a que Claramunt se quite el balón y marque el primer gol. A continuación Zorriqueta avanza sin que nadie le entre, y desde fuera del área lanza un chut que roza el larguero y sale fuera. Como el marcaje es férreo de unos y de otros, el balón transcurre sin peligros por el campo, hasta que Vilar se lanza adelante con decisión y desde el borde del área grande lanza un potente disparo que tras de rozar el balón en un defensa se introduce en el marco, sin que Deusto se entere.

En la segunda mitad sale un Bilbao totalmente entregado al Valencia, ¡cuánto nos hemos acordado todos de aquella final de Copa de hace dos temporadas!, ante el acoso constante del Valencia y con Ansola desplazado de extremo derecha, hay un centro-chut de éste que intenta blocar Deusto, el balón, que va como una bala, se le escapa al portero y Claramunt repite suerte, total 3 a 0.

Era sólo a los 8 minutos del segundo tiempo. Tras esta jugada se hunde definitivamente el At. de Bilbao. Dos minutos mástarde, Claramunt combina con Waldo perfectamente y éste lanza uno de sus trallazos, que Deusto milagrosamente desvía. Aún no se habla repuesto del susto el joven portero bilbaíno, cuando Paquito, en función de extremo derecha, centra raso y entre un bosque de piernas Waldo consigue el cuarto gol cuando se llevaban 12 m. Como consecuencia de esta jugada se lesionaron Waldo y Sáez, aquél siguió jugando bien, pero Sáez, después de ser atendido en la banda, pasó al extremo derecha, bajando Zugazaga a cubrir su puesto.

Sigue acosando el Valencia que juega a placer, se ovacionan constantemente las jugadas de Claramunt, Paquito y de todos los de atrás. El balón iba iba de un blanco a otro como si fuera un entrenamiento, al primer toque, pero fue entonces, cuando mejor se jugaba, cuando no se marcaron los goles. Hubo un derribo a Claramunt dentro del área en el minuto 36, y el árbitro señaló golpe franco sobre el punto de penalty, jugada que define el carácter de un árbitro. Cuando
ya la gente se marchaba, en un balón centrado desde la izquierda, Martínez, que se cree estar fuera del área, detiene el balón con la mano. El penalty lo lanza Uriarte y consigue el gol del honor cuando faltaban tres minutos para el final. Inmediatamente después, Blavet y Claramunt hacen la pared repetidas veces, y por último Clararnunt, redondeando su tarde triunfal. Empalma desde el borde del área un fuerte disparo que entra por la misma escuadra.

Total, un resultado que podemos calificar de cortito, una excelente actuación del Valencia, decepcionante la forma de pelear y de jugar de los llamados «leones», corrección en el juego aunque a veces se fuera con dureza a por la pelota, regular actuación la del árbitro señor Soto Montesinos, con alguna que otra señalización garrafal de sus colaboradores de la banda.