Ficha de partido: 03.02.1935: Valencia CF 0 - 4 Real Oviedo

Ficha de partido

Valencia CF
Valencia CF
0 - 4
Real Oviedo
Real Oviedo

Equipos titulares

Timeline del partido

escudo local
Inicio del partido
0'
escudo visitante
Lángara
16'
Casuco
33'
Lángara
40'
Descanso
45'
Lángara
84'
Final del partido
90'

Estadio



Nombre: Mestalla
Aforo: 55.000 espectadores
Ubicación: Valencia / España 
Inauguración: 20/05/1923

Rival: Real Oviedo

Records vs Real Oviedo

Máximo goleador: Waldo Machado (14 goles)
Goleador rival: Lángara (12 goles)
Mayor victoria: 7 - 0 (25.10.1942)
Mayor derrota: 0 - 7 (22.02.1934)
Más repetido: 1-1 (10 veces)

Crónica

La rotunda derrota sufrida por el Valencia frente al Oviedo que originará sin duda tan polvareda como el gran triunfo del domingo, a nosotros solo nos ha sorpendido a medias. Palabra. Nos la temíamos y en efecto, ha llegado, si bien en proporción francamente inesperada por causa de Escartín.

Los cuatro tantos marcados al Madrid se les habían subido a algunos a la cabeza. Del pesimismo más lamentable habían pasado a sentirse optimistas cien por cien, creyendo que la época de las vacas gordas había comenzado y los triunfos se iban a suceder domingo si y el otro también. No tenían en cuenta los que así opinaban, que en el éxito conseguido sobre el Madrid había influido mucho más la mala actuación de los campeones nacionales, que no el juego del Valencia, con todo y ser éste muy de señalar. Aquello fué un hallazgo bien afortunado, ya es sabido que todos los días no se encuentran por la calle onzas de oro.

Contrariamente a lo que le ocurrió el pasado domingo, hoy ha tenido el Valencia el santo de espaldas durante toda la tarde. Su juego entusiasta y acertado del primer tiempo era merecedor de otro resultado. Nada digamos del dominio ejercido con mayor insistencia a lo largo del partido que se traduce en los 18 corners sacados contra el Oviedo (12 de ellos en el primer tiempo) por 6 solamente lanzados por éstos. Hubieron además tres remates estrellados en el maderamen cuando el goal era inminente, a parte de varios balones muy bien dirigidos que salieron a kick por poco.

A los cinco minutos se ha producido un goal del Valencia que anula injustamente Escartín. Ha sido en un cambio de Rubio a Santi quien centra templado. Vilanova y Caliche intentan hacerse con la pelota, consiguiéndolo el delantero valenciano por saltar más, para de cabeza enviarla a la red de forma soberbia. Toda la jugada y su remate ha sido bellísimo y sin tacha. Calcúlese por tanto cual habrá sido la sorpresa e indignación del público al advertir que Escartín lo anula, según más tarde declaró, por foul de Vilanova a Caliche. La protesta, con ser considerable, no ha sido todo lo grande que fallo tan garrafal merecia.

El Valencia se ha hundido poco menos que por completo moralmente y el Oviedo ha efectuado peligrosos avances aislados aprovechando todos los descuidos, hasta que a los 20 minutos y tras de un córner, Lángara ha recogido un rechace de la zaga en medio del campo y tras de evitar con el brazo se le fuera la pelota realiza un sprint y acosado por los defensas valencianos cruza fuera del área el primer goal.

Los locales se rehacen y dominan, pero a los 33, minutos avanza el Oviedo por la izquierda sale en falso Nebot shootando Herrerita a puerta abandonada, para que Casuco remache el segundo desviando la trayectoria de la pelota. Persiste el dominio del Valencia perdiendo el ala izquierda todos los balones, y Costa dos ocasiones encontrándose solo ante Osca. En cambio el Oviedo que sigue inquietando gracias al esfuerzo de medios y delanteros, marca el tercer goal faltando un minuto para el descanso. Ha sido otro fallo de la zaga valenciana, aprovechado por Langara que recibe la pelota de Emilin.

Durante la segunda parte el juego ha estado más equilibrado. Se ha iniciado con ventaja del Valencia, haciéndose más tarde el Oviedo el amo por el superior juego de su línea media, ganándose Lángra el aplauso del público en muchas ocasiones. A los 31 mimnuos se ha lanzado un golpe franco contra la puerta valenciana. Nebot ha blocado mal y Langara, oportuno, le ha fusilado el cuarto. El arbitraje, fatal.