Ficha de partido: 07.11.1979: Glasgow Rangers 1 - 3 Valencia CF

Ficha de partido

Glasgow Rang.
Glasgow Rang.
1 - 3
Valencia CF
Valencia CF

Equipos titulares

Timeline del partido

escudo local
Inicio del partido
0'
escudo visitante
Miller
17'
Rainer Bonhof
17'
Johnstone
21'
Forsyth
37'
Mario Kempes
43'
Descanso
45'
ParlaneUrquhart
45'
MacKayCooper
64'
Mario Kempes
78'
Final del partido
90'

Estadio



Nombre: Ibrox Park
Aforo: 51.082 espectadores
Ubicación: Glasgow / Escocia 
Inauguración: 30/12/1899

Rival: Glasgow Rang.

Records vs Glasgow Rang.

Máximo goleador: Mario Kempes (3 goles)
Goleador rival: Kickenbard (1 goles)
Mayor victoria: 4 - 1 (03.06.1956)
Mayor derrota: Ninguna
Más repetido: 1-1 (4 veces)

Crónica

Increíble, pero cierto: Increíble porque nadie, ni los seguidores más acérrimos del Valencia, pensaban que el equipo de Alfredo Di Stefano pasara esta eliminatoria, ya que en el encuentro de ida en el Luis Casanova, como todos saben, el resultado fue de empate a un gol, y visto lo que el Valencía venía haciendo últimamente, tanto en casa como fuera, en la Liga española, pocas esperanzas tenían los aficionados valencianistas. Después había otro asunto que motivaba también que la esperanza blanca fuera cada vez menor, al menos en cuanto a la afición, ya que, por supuesto, jugadores, técnicos y directivos, siempre mantienen la esperanza que és lo último que se pierde. Esa otra cUestión estaba relacionada con la formación valencianista. Muchas vueltas dio Alfredo Di Stefano los días precedentes al encuentro, en torno al once inicial que debía saltar al terreno de juego del estadio del Rangers. Muchas vueltas de cabeza porque sabía que a los escoceses había que marcales de cerca, no dejarles nunca subir con tranquilidad hacia el terreno adversario y cerrarles el paso siempre que se pudiera, al mismo tiempo que había que contraatacar con mucha fuerza, con rapidez, ya que si algo flojeaba en el equipo escocés era la parte de atrás, como ya había aventurado con anterioridad el secretario técnico del Valencia, Pasieguito, en su visita a Glasgow, para presenciar el encuentro del equipo escocés.

A sabiendas de todos estos detalles Alfredo Di Stefano se jugó todo, prácticamente, a una carta, sacando de la alineación a los habituales Solsona y Jiménez, al catalán, hombre supertécnico, pero cuyo fuerte no es el marcaje y correr detrás del jugador contrario, y a Jiménez, hombre estático en la punta del ataque valencianista hasta el momento, que juega bastante de espaldas a la puerta y que en pocas ocasiones hace diana, hasta el momento, en las porterías contrarias. Saca en su lugar a dos jóvenes, Subirats (recién incorporado al Valencia tras el servicio militar y que la temporada pasada militaba en el Gerona en calidad de cedido), y Pablo (un hombre del Mestalla que lleva dos temporadas en el Valencia, pero que estaba prácticamente inédito en el equipo inicial). Dos hombres nuevos totalmente en la temporada actual que saltaban al terreno de juego en un partido tan comprometido como el de hoy frente al Glasgow Rangers. Y miren ustedes por donde tanto Subirats como Pablo han tenido una gran actuación y han contribuido de una manera eficaz en esta victoria valencianista. El primero, Pablo, escurridizo, bullidor, buen técnico y con buen olfato a la hora del contraataque, ha llevado en jaque a su par y con él arrastraba al «líbero» del equipo escocés, dejando y abriendo huecos para que Saura y Kempes entraran con más tranquilidad de lo habitual, y el segundo, Subirats, con una labor sorda en el centro del terreno, bajando y subiendo sin detenerse un solo instante y ayudando tanto a los hombres de atrás como a los de delante.

Con esto resuelto en el terreno de juego, con un Kempes con olfato de gol, prácticamente como ya hacía tiempo que no le veíamos, con Saura, luchador incansable todo terreno, que pone toda la fe y toda la voluntad en la contienda, de medios para adelante la cosa resultaba quedaba por ver cómo iba a quedar de medios para atrás ya que el constante bombeo de balones de los escoceses hacía temer por la integridad física del marco valencianista. Manzanedo, comencemos por el portero, estuvo feliz en la mayoría de sus intervenciones, por no decir en todas, y luego tanto Cerveró y Botubot como Arias y Tendillo pudieron con los suyos.

Por alto, Tendillo y Botubot fueron dos baluartes inquebrantables, sobre todo el ex-juvenil que ha hecho un partido sensacional de colocación, de visión, de saber estar en el terreno de juego y de pasar la pelota al primer toque. Botubot, con una lucha constante con el potente Johnstone, que comenzó como defensa central pero que a raíz del gol valencianista pasó inmediatamente al puesto de delantero centro, Cerveró se encargó primero de Cooper y después de Mackey y Arias, de «líbero» tapando cualquier hueco que se dejaban sus compañeros. En definitiva, un perfecto armazón de juego y las cartas que se había jugado Alfredo Di Stéfano al principio del partido tenían todos los ases y por eso vencieron. Vencieron y convencieron, porque el Valencia, con una primera mitad en la que se ha podido en todos los terrenos con el equipo escocés, tenía una segunda parte muy difícil que era la de mantener el resultado de 1-2, goles tempranos de Bonhof y de Johnstone que empataba para luego llegar al minuto 43 y Kempes deshacer la igualada. Con ese 1-2 se llegaba al final del primer tiempo y en la segunda mitad (45 minutos no aptos para cardíacos), había que defender, había que luchar, había que estar arriba y había que estar también abajo.

Goles: Minuto 15, Falta que saca Bonhof directamente a puerta escocesa, toca el balón en la cabeza de un contrario, concretamente en Jardine y sée introduce en la portería descolocando al guardameta, 0-1. Minuto 24: Centro sobre él punto de penalty del área valencianista y Johnstone, totalmente solo, en el único fallo de la defensa valencianista, de cabeza consigue el empate, 1-1. Minuto 43. Kempes recibe un balón perfecto de Subirats dentro del área, se revuelve primero hacia la derecha y despuués hacia la izquierda para rematar a la media vuelta y batir al meta McCoy, 1-2. Minuto 77. Jugada de Bonhof con Pablo, pase perfecto de éste a Kempes, que se escora hacia la derecha y lanzamiento con la pierna diestra del argerrtino que se cuela por la misma escuadra, 1-3.