Ficha de partido: 23.10.1955: Atlético de Madrid 3 - 1 Valencia CF

Ficha de partido

At. Madrid
At. Madrid
3 - 1
Valencia CF
Valencia CF

Equipos titulares

Timeline del partido

escudo local
Inicio del partido
0'
escudo visitante
Antonio Fuertes
12'
Juan Carlos Quincoces II
18'
Descanso
45'
Agustín
53'
Miguel
88'
Final del partido
90'

Estadio



Nombre: Metropolitano
Aforo: 25.000 espectadores
Ubicación: Madrid / España 
Inauguración: 13/05/1923 (Demolido en 1966)

Rival: At. Madrid

Records vs At. Madrid

Máximo goleador: Mundo Suárez (16 goles)
Goleador rival: Gárate (12 goles)
Mayor victoria: 9 - 1 (13.09.1936)
Mayor derrota: 0 - 5 (10.11.1985)
Más repetido: 1-1 (20 veces)

Crónica

Justa y legítima la victoria de hoy del Atlético de Madrid sobre el Valencia y hubiera sido igualmente justa si la hubiera logrado por un más fuerte tanteo del que señalaba el marcador al silbar al término del encuentro el colegiado, Azón. Y apresurémonos a decir si tal no ha ocurrido, cúlpese de ello al meta valenciano Timor, que ha tenido una tarde espléndida y completa, librando a su equipo de una más fuerte derrota.

Nos ha gustado el Valencia en la primera mitad. No encontraba su sitio la vanguardia madrileña o no se la dejaban encontrar preocupados como estaban por el juego rápido y de buen enlace del ataque levantino, y en repetidas ocasiones Wilkes y los suyos ponían en apurada situación la portería defendida por Pazos. El holandés, tan frío como en otras ocasiones, dirigía bien los avances blancos, que desbarataban la defensa local, en cuyo centro Martínez, sustituyendo a Herrera, pues nos hacía ver lo que es el no actuar por algún tiempo. La jugada más destacada de le primera media hora fué en el campo atlético. En un ataque valenciano, forzada la salida del meta madrileño Herrera, y la portería abandonada, Pasieguito cruzó un buen disparo por alto, que habla de estrellarse en la misma escuadra del marco cuando por todos era esperado el segundo tanto.

Fué, sin embargo, y pese a la tal desgracia, el Valencia el que abrió el marcador. A los 12 minutos de juego, Wilkes, rápido, adelantó un balón al nuevo extremo, que internándose, chutaba a gol. Pazos paraba sin blocar y el remate final de Fuertes llegó a la red. Un bonito gol. Siete minutos más tarde y tras peligrosos ataques, el Atlético empataba. Agustín centra y el balón tropieza en la defensa y Quincoces marca en su propia portería. Mala suerte. El resto del primer tiempo acusa la misma tónica que en los primeros 20 minutos. El Valencia manda en el campo, defendiéndose el Atlético, y a medida que avanza el tiempo es Agut quien ayuda mucho a sus medios y Méndez se va imponiendo.

Las cosas cambian bastante en la segunda mitad. El Atlético parece otro, y el Valencia también. Desaparece la combatividad y entonces surge el buen juego metropolitano, oculto en los primeros cuarenta y cinco minutos, y van imponiéndose poco a poco a sus contrincantes, que se hunde en su media, especialmente por parte de Puchades, que deja suelto a Agustín un tanto retrasado, pero que en ocasiones apoya a su delantera como un ave de rapiña. El citado Agustín suelto en el centro del campo, avanza con el cuero y desde fuera de la línea dispara formidablemente raso para que entre en el marce de los de Mestalla pese a la estirada de su portero.

Insiste el Atlético en sus avances y sus extremos, en los que Miguel y Collar y muchas veces Escudero en la otra ala, vuelcan balones a la portería de Timor, que comienza la que sería su formidable actuación y que tuvo su culminación en dos intervenciones enviadas ambas a corner a sendos y extraordinarios remates de Molina y Escudero. En contados contraataques el Valencia puso en algún peligro al conjunto local, destacando un espléndido remate de cabeza de Pasieguito a falta sacada por Seguí y que cuando todos esperábamos el gol anuló Pazos en una inexplicable intervención a córner, que tirado no tuvo consecuencias.

Ahí pudo estar el cambio radical del partido Atlético de Madrid-Valencia. Continúa el partido con idéntico desarrollo indicado: dominio blanquirrojo y defensa acertada de meta y zaga blanca. Finalizando el encuentro queda el tercer gol atlético. Lo marca Miguel por alto, aprovechando una salida desesperada del buen portero levantino.