Ficha de partido: 08.02.2009: CA Osasuna 1 - 0 Valencia CF

Ficha de partido

CA Osasuna
CA Osasuna
1 - 0
Valencia CF
Valencia CF

Equipos titulares

Timeline del partido

escudo local
Inicio del partido
0'
escudo visitante
David Albelda
17'
Flaño
22'
Pandiani
30'
Puñal
38'
Descanso
45'
Carlos Marchena
52'
Flaño
57'
Fernando MorientesMiguel Ángel Angulo
66'
Vicente RodríguezJuan Mata
66'
DadyPlasil
72'
Manuel FernandesDavid Albelda
78'
Héctor FontJuanfran
85'
HidalgoPandiani
88'
Dady
90'
Raúl Albiol
90'
Roberto
90'
Vadocz
90'
Final del partido
91'

Estadio



Nombre: El Sadar
Aforo: 19.800 espectadores
Ubicación: Pamplona / España 
Inauguración: 02/09/1967

Rival: CA Osasuna

Records vs CA Osasuna

Máximo goleador: Jonas Gonçalves (7 goles)
Goleador rival: Echeverría (7 goles)
Mayor victoria: 4 - 0 (04.05.2013)
Mayor derrota: 2 - 5 (14.01.1962)
Más repetido: 1-0 (11 veces)

Crónica

Cuando el Valencia quiso despertar ya era demasiado tarde. El equipo de Unai Emery encadenó ante Osasuna -equipo que sólo había ganado tres partidos hasta anoche-su quinta derrota consecutiva a domicilio en un partido en el que mejoró su rendimiento defensivo, pero no le acompañó la puntería en la última media hora, en la que tras encajar el gol osasunista exhibió toda su ambición. El Valencia no despeja dudas y desperdició la ocasión de sobrepasar al Sevilla en el tercer puesto. Además, Villarreal y Atlético vuelven a acechar por detrás.

La intensidad física y el rigor táctico dominaron una primera parte de poco remate. El Valencia mejoró sus prestaciones defensivas, con las líneas más juntas y sobre todo con mucha contundencia para solventar las llegadas del rival. Osasuna trató de intimidar con un inicio en tromba, buscando la habilidad de Masoud o de Juanfran por la embarrada banda derecha. El césped, la gran preocupación de los dos clubes en las horas previas, aguantó bien. Una mitad estaba dura y helada y no dificultaba la circulación veloz de la pelota. En la otra mitad el césped no drenaba lo suficiente y el juego se volvía más lento y espeso, acumulándose más faltas.

En ataque, el Valencia se asomaba con soltura hasta las tres cuartas partes de cancha, con Villa, Mata y Silva cayendo a banda, bajando y ofreciéndose para triangular y abrir espacios y desplazar a los centrales, pero no acertaba con el pase final. Sólo en el minuto 37, después de una incursión en solitario de Miguel, Silva tuvo la opción de un remate franco, que se marchó desviado. Osasuna aprovechó los últimos minutos de la primera parte para acosar al Valencia con una nueva descarga de fútbol directo. Miguel Flaño avisó de su gol posterior con un testarazo que puso en apuros a César, que aguantó estoicamente las molestias en el costado que arrastraba desde el entrenamiento del viernes.

Al poco de arrancar la segunda parte, el Valencia hizo ver que tenía más calidad y velocidad que su contrincante, con una jugada de tiralíneas en la que Silva abrió a la banda a la carrera de Miguel, que centró al segundo palo dónde Villa peinó con picardía hacia atrás a la entrada de Mata, cuyo remate a bocajarro no fue gol al desviarlo la chepa de un central.

Del posible 0-1 se pasó al gol osasunista, en un nuevo error de concentración, el enésimo, de los valencianistas en la defensa de jugadas a balón parado. El envío en rosca abierta de Puñal fue rematado de cabeza a placer por Miguel Flaño, cuya marca no protegieron entre Albiol y Miguel. Una hemorragia abierta por la que se le están escapando puntos preciosos al conjunto de Emery. El gol en contra espabiló la ambición valencianista, muy tibia en la primera hora de encuentro. Emery reforzó el ataque con la entrada de Morientes y Vicente, y además Silva empezó a conectar con más fluidez con Villa, que dispuso de dos buenos remates. Uno se marchó desviado por poco y en el siguiente se desequilibró en la carrera y no precisó bien el intento de vaselina a Roberto.

En un final tenso, el Valencia acumuló llegadas sin entrar en el pánico de los balonazos al área, encontrando espacios por el centro y las bandas. El conjunto blanquinegro mereció el empate en dos remates en boca de gol de Moretti y Morientes. Osasuna resistió el empuje con el orgullo del náufrago, defendiendo con fiereza y arañando segundos al crono, ante la impotencia del Valencia, que dio la cara pero sigue negado.