Ficha de partido: 19.04.2009: Valencia CF 3 - 1 Sevilla FC

Ficha de partido

Valencia CF
Valencia CF
3 - 1
Sevilla FC
Sevilla FC

Equipos titulares

Timeline del partido

escudo local
Inicio del partido
0'
escudo visitante
Escudé
9'
Jesús Navas
17'
Duscher
25'
Squillaci
26'
Rubén Baraja
31'
Miguel Brito
34'
Adriano
43'
David Villa
45'
Descanso
45'
MosqueraPerotti
45'
Pablo HernándezJoaquín Sánchez
55'
Diego CapelJesús Navas
59'
Juan Mata
63'
Fernando Navarro
64'
Fernando MorientesDavid Villa
76'
Vicente RodríguezDavid Albelda
76'
Juan Mata
83'
Palop
83'
David Silva
85'
Luis FabianoDuscher
86'
Carlos Marchena
89'
Fernando Morientes
90'
Luis Fabiano
90'
Kanouté
93'
Pablo Hernández
93'
Pablo Hernández
93'
Final del partido
94'

Estadio



Nombre: Mestalla
Aforo: 55.000 espectadores
Ubicación: Valencia / España 
Inauguración: 20/05/1923

Rival: Sevilla FC

Records vs Sevilla FC

Máximo goleador: Mundo Suárez (28 goles)
Goleador rival: Campanal (20 goles)
Mayor victoria: 8 - 0 (17.10.1943)
Mayor derrota: 3 - 10 (13.10.1940)
Más repetido: 2-0 (26 veces)

Crónica

Otra gran jornada para el Valencia. Partidazo y victoria ante el Sevilla (3-1) en un partido con todos los ingredientes para no olvidarlo en mucho tiempo. El equipo de Emery remontó el gol inicial sevillista en duelo trepidante, intensísimo, con el público volcado con los suyos. Lo mñas importante es que sigue el buen momento del Valencia: cuarta victoria consecutiva, triunfo ante un rival directo como el Sevilla (y 'venganza' de la eliminación copera) y el equipo se afianza en la cuarta posición.

El Valencia creyó en sí mismo y remontó un partido que se le complicó de inicio. Es cierto que el equipo ché dispuso de dos penaltis (clarísimos ambos) y jugó medio tiempo en superioridad numérica, pero demostró que se encuentra en una clara racha de recuperación deportiva, que le ha permitido ganar cuatro encuentro consecutivos.

Este 3-1, además, supone un justo castigo para el Sevilla, que estuvo más pendiente de que no pasara nada y de provocar marrullerías que de ganar el partido. Y lo que le pasó es que, al final, lo pagó caro, viéndose desbordado por el Valencia en el tramo final del encuentro.

Y es que los hispalenses entraron en el terreno de juego mucho más enchufado que su rival. La muestra: a los ocho minutos habían tenido una clara ocasión de gol y habían forzado cuatro saques de esquina. En este último, un impecable cabezazo de Escudé se convirtió en el 0-1.

No fue hasta después de ese gol cuando el Valencia se enteró de que estaba jugando un choque fundamental para sus intereses. Pero su reacción fue inversamente proporcional a su pájara inicial. Empezó a llevar la iniciativa y a aproximarse con más frecuencia a la meta de Palop, que realizó un par de intervenciones meritorias. En cualquiera caso, tampoco se veía demasiado incómodo al Sevilla.

En esta fase del juego, con un mayor equilibrio de fuerzas que al principio, el Sevilla dispuso de un par de ocasiones claras por medio de Kanouté y de Perotti para sentenciar. Pero todo cambió poco antes del descanso, cuando Adriano, que ya tenía una amarilla, se autoexpulsó con una absurda entrada en mediocampo sobre Villa.

El giro de 180 grados se completaría un par de minutos. Una excepcional parada de Palop a un gran disparo de Baraja con la izquierda estuvo acompañada en la acción inmediata de un derribo de Escudé sobre Mata dentro del área. Villa igualó de penalti y así se llegó al descanso.

De este modo, la decoración para la segunda parte se presentaba muy distinta y mucho más favorable para el Valencia. El Sevilla trataba de ralentizar el juego, y de tratar de sacar partido a las acciones a balón parado. Al principio lograron su propósito, pero a partir del minuto 60 fue el Valencia el claro dominador. Villa envió un balón al palo (m.63) y poco después Palop realizó una buena parada a tiro de Mata.

El choque se teñía de blanquinegro cada vez más, pero faltaba el gol. Ocasiones había, pero faltaba la definición. En ésas estábamos cuando el visitante Fernando Navarro propició el segundo penalti del partido a siete minutos de la conclusión, despejando con el puño como si fuese un portero. Otro penalti clamoroso e inocente. Mata (Villa había sido sustituido poco antes) asumió la responsabilidad. Y no le falló el pulso, ya que lanzó con una enorme tranquilidad y convicción, anotando el 2-1 y culminando la remontada.

El partido recobró la tensión a partir de entonces. El técnico visitante fue expulsado y Luis Fabiano se convirtió en el último cartucho de los visitantes para tratar de nivelar el encuentro.

Al final, el Valencia devolvió al Sevilla la medicina que el conjunto andaluz le había aplicado cuando iba por delante en el marcador, ralentizó el partido y, en tiempo de prolongación, en un contragolpe, estableció por medio de Pablo Hernández el 3-1 que dejaba los puntos y la diferencia particular de goles en Mestalla.