Ficha de partido: 12.03.1989: CD Logroñés 0 - 1 Valencia CF

Ficha de partido

CD Logroñés
CD Logroñés
0 - 1
Valencia CF
Valencia CF

Equipos titulares

Timeline del partido

escudo local
Inicio del partido
0'
escudo visitante
Descanso
45'
Ricardo Arias
75'
Quique SetiénHerrero
76'
Fernando GómezAsist: Lucho Flores
77'
Ruggeri
80'
Paco CamarasaEloy Olaya
85'
Javier SubiratsLucho Flores
89'
Final del partido
90'

Estadio



Nombre: Viejo Las Gaunas
Aforo: 14.000 espectadores
Ubicación: Logroño (La Rioja) 
Inauguración: 15/06/1924 (Demolido en 2002)

Rival: CD Logroñés

Records vs CD Logroñés

Máximo goleador: Enrique Cuxart (3 goles)
Goleador rival: Eraña (3 goles)
Mayor victoria: 4 - 0 (06.05.1990)
Mayor derrota: 0 - 2 (14.12.1986)
Más repetido: 0-1 (5 veces)

Crónica

Ambiente de gala a lo largo de todo el día por las calles de Logroño, con presencia de unos 2.500 seguidores valencianistas que con sus peñas perfectamente identificadas, como las blanquirrojas "Lotina Bois", "Amigos del Logroñés" y "Seni Comas", dando un colorido especial a las calles de la capital riojana desde las primeras horas de la mañana y ofreciendo a los visitantes una monumental paella para mil quinienta spersonas. Los visitantes fueron obsequiados con una chuleta al sarmiento, acudiendo seguidamente al campo de futbol, que ofrecía una gran entrada y donde los seguidores valencianistas y el equipo fueron recibidos con una gran ovación cuando recorrieron el terreno de juego con pancartas alusivas en favor de la concordia y los capitanes de ambos equipos salieron portando una pancarta en la que rezaba "no a la violencia".

Tarde primaveral con gran entrada y unos cinco millones y medio de taquilla. Terreno de juego en buenas condiciones y un partido con muchos nervios. Arbitró el encuentro el colegiado andaluz Martín Navarrete. Mostró la cartulina amarilla a Arias y a Ruggeri. El único gol del encuentro lo marcó Fernando para el Valencia en el minuto 76, al rematar una falta sacada por Eloy tras quedarse solo ante Huguet.

El Valencia de Víctor Espárrago se llevó los dos puntos del estadio de Las Gaunas gracias a un gol de Fernando. Esta victoria ché volvió a demostrar la ineficacia goleadora del conjunto riojano, defecto que viene siendo habitual a lo largo de la temporada. El equipo de Carlos Almar jugó excesivamente nervioso y muy fallón en todas sus acciones, mientras que el Valencia no cejó en su presión sobre la portería defendida por Huguet.

Los valencianos salieron en tromba, presionando y dominando en el centro del campo, aunque fue el Logroñés el que realizó las jugadas más peligrosas, basadas en la rapidez, si bien siempre fueron bien contrarrestadas por el equipo visitante. El Logroñés jugó con mucha más prisa que el Valencia, necesitaba la victoria y la buscó con ahínco aunque no la encontró. Por su parte, los ché se situaron, desde un comienzo, mucho mejor sobre el terreno de juego que sus rivales y, poco a poco, fueron ganando la parcela central.

El juego se fue animando y tuvo ráfagas de calidad, sobre todo, cuando los logroñesistas iniciaban sendos contraataques en busca del gol que les diera tranquilidad. La defensa valencianista hizo un buen encuentro, y fue Giner el hombre encargado de anular a Alzamendi, mientras que Herrero se emparejó con Lucho Flores, realizando un perfecto marcaje.

Tras el descanso, el Valencia salió con más fuerza que al principio del choque y puso en serios apuros al portero Huguet. Cuando el marcador señalaba todavía el empate inicial, Alzamendi gozó de una magnífica ocasión que no la supo materializar. Por su parte, Fernando también disfrutó de una oportunidad en el minuto 51, pero su remate salió alto. Y fue en el minuto 76 cuando los valencianistas lograrían el gol de la victoria, siendo su autor Fernando, que remató una falta sacada por Eloy.

El tanto ché supuso un jarro de agua fría aunque, en honor a la verdad, los presentes ya esperaban que sucediera algo así. El Valencia, más asentado, más sereno y con mejor juego se impuso al Logroñés aunque el reparto de puntos tampoco hubiera sido injusto. Los riojanos no supieron coordinar ni líneas ni hombres y los positivos que se ganaron en Elche volaron a Valencia.